farc yankee go home

Colombia no es cabeza de playa ni portaviones de los gringos para invadir a Venezuela.

Oye, Trump, por si no lo sabías, Colombia y Venezuela son dos naciones hermanas nacidas de la espada y de la lucha comandada por el libertador Simón Bolívar. La América del sur no es el patio trasero de los Estados Unidos. La Doctrina Monroe y el Destino Manifiesto no pasan de ser una fantasía, un desvarío neocolonial de ciertos gobernantes de la Casa Blanca. Respete nuestra libertad y nuestra independencia. La autodeterminación del sur, en unidad, es y seguirá siendo nuestro gran sueño hasta su concreción. Seremos una Gran Nación de Repúblicas hermanas. Esa visión estratégica de Bolívar no ha perdido vigencia, ni ha sido derrotada; sigue siendo la ruta de nuestro futuro.

Nuestra independencia alcanzó sus primeras victorias en Boyacá y en Carabobo con la unidad de los ejércitos de Colombia y Venezuela. Luego plantó el estandarte de la libertad en Pichincha y Ayacucho, pero ya con un ejército latinoamericano de venezolanos, colombianos, ecuatorianos, peruanos, chilenos y argentinos. ¡Cuánta razón tenía el Libertador!: «Unidos seremos fuertes y mereceremos respecto; divididos y aislados, pereceremos». Sin duda tendremos que volver a esos viejos tiempos. No podrá la cizaña de la división regada por Trump con la ayuda de una oligarquía apátrida y santanderista, desbaratar la hoja de ruta escrita por el Libertador con sus propias manos.

El mundo está cambiando. Los pueblos están despertando. El capital que nació chorreando sangre por todas partes, produciendo irracionales cataclismos humanitarios, ha pela- do mucho más el cobre en medio de la pandemia que hoy azota al mundo. ¡Basta ya! Es hora de que Washington retire sus tropas de Asia Occidental y abandone la ilusión de mantener su predominio mundial mediante la fuerza y la barbarie.

El propio pueblo de los Estados Unidos ya está harto de tanto abuso y de tanto atropello en su nombre. Nadie entiende que en medio de esta crisis humanitaria global se siga persiguiendo a los hermanos negros con la irracionalidad de un racismo caduco y anacrónico, y que se siga atropellando el derecho a la libre autodeterminación de los pueblos cuyo decoro les impide arrodillarse ante un imperio decadente. Es lo que ocurre con Venezuela, con Cuba, con Irán, y con otros pueblos. Déjenlos ser, que no es un delito abrazar el orden social que quieran para lograr la felicidad de sus pueblos.

Sí; el mundo está cambiando: el propio ejército de los Estados Unidos le voltea la espalda a la orden del irascible Trump de reprimir las manifestaciones de inconformidad de su propio pueblo. En las principales capitales europeas la gente se solidariza con los ofendidos ciudadanos estadounidenses. Los israelíes rechazan la pretensión de anexión del gobierno de Benjamin Netanyahu del ocupado territorio palestino de Cisjordania. Si se mira directamente a los ojos del sentido común, no hay ninguna explicación racional que valide una agresión a la hermana Venezuela a través de mandatarios serviles como Iván Duque, presidente de Colombia. Los soldados colombianos que, aunque conscientes de que el acuerdo de paz de La Habana fue traicionado, no quieren una guerra azuzada por los Estados Unidos contra Venezuela; desean paz, vida digna, soluciones diplomáticas y relaciones respetuosas con los países vecinos.

Los colombianos todos, el movimiento social y político, debemos pedir a los soldados estadounidenses, que han sido enviados al país con el pretexto baladí de la lucha antinarcóticos, que no se presten para una guerra de agresión contra Venezuela, que se declaren en desobediencia como sus compañeros de armas, y exijan su regreso al país del norte. Convirtamos esta encrucijada histórica, en el tiempo de la solidaridad global.

Solidaridad de los pueblos del mundo con la Venezuela agredida, ultrajada y robada por Donald Trump. Solidaridad con la Cuba de Fidel, que, a pesar de estar maniatada por un bloqueo inhumano, no deja de esparcir su solidaridad entre los sufrientes y los pobres de la tierra en época de incertidumbre y de catástrofe. Por otra parte, si está demostrado que los iraníes no se rinden, entonces, respeten su cultura y su visión del mundo. Los persas son también un pueblo amante de la paz.

La lucha por la humanidad, tiene que triunfar. El mundo debe adentrarse por los múltiples caminos de la solidaridad y la hermandad, para buscar por esa vía una solución a la crisis mundial. Un nuevo orden social, un mundo de justicia, respeto, cooperación y hermandad, es posible. Tendremos todos -si nos unimos- una nueva oportunidad sobre la tierra. La unidad de los pueblos es la esperanza de una nueva aurora.

Por las FARC-EP, Segunda Marquetalia

Iván Marquez

Junio 10 de 2020

PCV-mast

Caracas, 26 de mayo del 2020
PCV PROPONE: QUE DISTRIBUCIÓN Y VENTA DE GASOLINA PASE A CONTROL SOCIAL
MILITARES Y POLICÍAS DEBEN APOYAR SIN CONTROLAR
A propósito del arribo del primer carguero iraní con gasolina y aditivos para la refinación del combustible en
nuestro país, el PCV emitió un pronunciamiento en el que destaca cómo la cooperación entre dos naciones
asediadas por el imperialismo estadounidense, pueden desafiar con éxito sus pretensiones hegemónicas y
hacer respetar el derecho a la autodeterminación ante las groseras amenazas de la administración Trump. Es un hecho ciertamente relevante que la Doctrina Monroe (“América para los Americanos del Norte”), renovada por el actual Gobierno de los Estados Unidos, esté siendo derrotada en esta oportunidad.

No obstante, las y los comunistas venezolanos estamos claros que la llegada de la gasolina iraní, si bien es un
importante paliativo, no es la solución al problema del combustible en Venezuela. Es preciso reactivar las
refinerías venezolanas con la participación dirigente de sus trabajadores, salvaguardando la propiedad estatal
sobre estas y sobre toda la industria petrolera. De igual modo, es necesario definir una política de combustibles que sirva a las necesidades del pueblo trabajador y al desarrollo productivo nacional, priorizando en alimentación, salud, transporte y servicios básicos, para avanzar hacia la derrota del cerco imperialista y por una salida revolucionaria a la crisis.

En tal sentido, es perentorio y urgente derrotar a las mafias y a los delincuentes de la reventa, el desvío y el
contrabando de gasolina. El PCV exige y propone establecer de inmediato el control popular sobre la
distribución y venta de gasolina, para acabar de una vez por todas con el matraqueo y el cobro ilegal en dólares o cualquier otra moneda en que incurren muchos de los efectivos de la GNB y de cuerpos policiales encargados el control del suministro del combustible. El cobro ilegal de gasolina, especialmente en divisas, se convierte en un factor perverso que se suma al incremento exponencial de los precios de los productos de primera necesidad, agravando las penurias del pueblo trabajador, indefenso ante el criminal alto costo de la vida.

Las estaciones de servicio no deben seguir siendo manejadas a su antojo por funcionarios militares ni policiales, pues entre ellos hay sujetos inescrupulosos (particularmente de la GNB), que las han convertido en un negocio particular, con episodios bochornosos y condenables de abuso de autoridad y de violencia contra las y los ciudadanos. Situaciones que se han agravado durante la cuarentena social, donde incluso se irrespetan criterios de prioridad para las y los trabajadores de los servicios esenciales.

Nos pronunciamos porque sean severamente sancionados y expulsados de la FANB y de los cuerpos policiales,
todos los efectivos incursos en tales practicas aberrantes, que ponen en evidencia un nivel de descomposición
que atenta contra los intereses nacionales y propicia un estado general de indefensión y desmoralización de
nuestro pueblo, favoreciendo los propósitos de las fuerzas antipatrióticas y antidemocráticas.

Valoramos altamente, como un ejemplo a seguir, las experiencias de control social, popular y comunal sobre
algunas estaciones de gasolina, que han sido conquistadas gracias a la acción unida, organizada y combativa
de pequeños productores del campo y del pueblo trabajador en general, tal y como sucedió ya en una estación
de servicio en el Municipio Araure y, asimismo, en Chabasquén, Municpio Monseñor Unda, ambos del Estado
Portuguesa, así como experiencias similares en otras localidades.

La crisis del capitalismo dependiente venezolano, agudizada por las agresiones imperialistas y por la coyuntura amenazante de la pandemia, tendrá una salida revolucionaria en la medida en que la clase obrera, el campesinado, el movimiento comunero y popular, se unen para luchar con independencia frente a la burguesía y su Estado, por la conquista de un verdadero y revolucionario Poder Popular que garantice el avance consecuente hacia la liberación nacional y abra perspectivas a la construcción del Socialismo sobre bases científicas.

¡Unidad revolucionaria obrero, campesina, comunera y popular!
¡Luchar hasta vencer con las y los trabajadores al poder!
Buró Político del Comité Central del Partido Comunista de Venezuela (PCV)

 

DECLARACIÓN DEL PARTIDO DE LOS COMUNISTAS DE EE.UU. SOBRE EL RECIENTE ASESINATO DE GEORGE FLOYD  Y OTROS AFROAMERICANOS EN LOS ESTADOS UNIDOS DE AMÉRICA

 

El asesinato de George Floyd es un acto de terror policial y cobardía que demuestra el total desprecio por los derechos humanos y la dignidad de los pobres y la clase trabajadora. Un afroamericano desarmado e inocente fue ejecutado lentamente por "oficiales de paz" a quienes se les ha confiado y jurado proteger a sus conciudadanos. El Partido de los Comunistas de EE.UU. condena enérgicamente el reciente asesinato de George Floyd por parte de agentes de la supremacía blanca del Departamento de Policía de Minneapolis el lunes 25 de mayo de 2020. Lo que el Departamento de Policía de Minneapolis y la Ciudad de Minneapolis han demostrado una vez más es que protegen los privilegios, la propiedad y la estructura de poder de la clase capitalista monopolista. NADA HA CAMBIADO DESDE 'FRUTA EXTRAÑA' (CLICK AQUÍ). Un comunista, Abel Meeropol escribió el poema en 1937 que se convirtió en una canción interpretada por Billie Holiday en 1939.

Las cosas han empeorado desde que William L. Patterson y Paul Robeson presentaron la petición ¡CARGAMOS GENOCIDA!  en las Naciones Unidas en 1951. Nada cambiará hasta que nosotros, como nación de gente, cuestionemos veraz y abiertamente la mentalidad de "ganancias sobre la gente" en los Estados Unidos. ¡El capitalismo de monopolio nunca murió en las Américas! Persiste continuamente, ejemplificado por los eventos en Minneapolis, con sus víctimas siendo los pobres y los miembros de la clase trabajadora de la sociedad! 
Así como nuestro hermano George Floyd fue asfixiado, también lo son los pobres y trabajadores de los Estados Unidos. El Partido de los Comunistas de EE.UU. exige: ¡DETENGAN EL GENOCIDIO! 
¡UNA LESIÓN A UNO ES UNA LESIÓN A TODOS! 
LA VIDA DE LOS POBRES Y LA MATERIA DE LA CLASE TRABAJADORA! 
SOLIDARIDAD CON TODOS LOS PUEBLOS OPRIMIDOS!

Un "probada a Socialismo" puede curar a COVID-19

 

En tiempos de gran crisis e incertidumbre económica, nuestro país ha recurrido a su Constitución y a su aparato estatal para "promover el bienestar general y asegurar las bendiciones de la libertad para nosotros y nuestra posteridad", lo cual es una forma elegante de decir que nosotros, como nación, prometemos cuidarnos los unos a los otros y defender nuestra soberanía para nosotros y para todas las generaciones futuras. La frase "promover el bienestar general" fue insistida por uno de los redactores de la Constitución de los EE.UU., George Mason de Virginia, como parte de su campaña para insertar una "Carta de Derechos" en el proyecto final. Esta simple frase nos define como un pueblo y nuestro gobierno como un gobierno "del pueblo".

 

El representante de los Estados Unidos, Tulsi Gabbard (D-HI), mientras hacía campaña para la presidencia de los Estados Unidos, hizo campaña como candidata antiimperialista, pidiendo que se pusiera fin al apoyo a lo que describió como guerras de "cambio de régimen". A menudo dijo que los Estados Unidos tenían una política exterior fracasada. Fue duramente criticada por las fuerzas de la derecha que representaban a algunas de las mayores empresas capitalistas del mundo, que le pidieron que adoptara una posición sobre la cuestión del "capitalismo contra el socialismo".  Al enfrentarse a esta pregunta, siempre dijo "es [el capitalismo contra el socialismo] una falsa narrativa porque tenemos aspectos de nuestra economía que son capitalistas y aspectos que son socialistas". Su punto es que históricamente en los Estados Unidos los dos no son mutuamente excluyentes. Nuestro partido sostiene que sólo utilizando los aspectos socialistas de nuestra sociedad actual se puede resolver esta crisis.

 

Proponemos al pueblo estadounidense un simple programa que pide al gobierno de los Estados Unidos el control de sectores clave de nuestra economía que han sido mal gestionados por los especuladores del sector privado. Una vez más las medidas socialistas son necesarias para producir la recuperación del saqueo y el fracaso capitalista como fue el caso en la Gran Depresión de 1929. ¿Por qué deberían los ejecutivos de las aerolíneas privadas obtener rescates económicos cuando a nuestro propio Servicio Postal de propiedad pública de los Estados Unidos se le niega intencionalmente la financiación necesaria para promover el bienestar general del pueblo? ¿Por qué los ejecutivos de las aerolíneas deben ser recompensados con grandes rescates del gobierno por tener empresas en quiebra? No estamos hablando de rescates por parte de los contribuyentes de empresas capitalistas en quiebra como General Motors (GM), como se hizo en 2008. El rescate de GM usando nuestros dólares de impuestos fue un fraude que costó puestos de trabajo a los trabajadores porque después de que los jefes de GM obtuvieron su dinero, trasladaron la producción al extranjero y cerraron las plantas aquí en casa. El gobierno de EE.UU. hizo un trato con el diablo y se perdieron buenos trabajos de la clase trabajadora sindical. No, estamos hablando de una completa toma de control de los negocios fallidos por el gobierno federal para proteger la integridad de la economía, y por lo tanto el bienestar general de la sociedad. ¡Los trabajadores recompensan el éxito no el fracaso! Estamos hablando y recomendando que las empresas como GM que reciben fondos para las dificultades económicas del gobierno deben ser puestas directamente bajo el control de los contribuyentes de EE.UU.: el pueblo de este país.

Nuestro simple programa es requerir que el gobierno federal se haga cargo de las industrias clave a lo que los capitalistas se refieren como las "alturas dominantes" de la economía.

 

  1. La atención médica: Todo el cuidado de la salud debe ser dirigido por el gobierno federal. El mejor ejemplo de cuidado de salud manejado por el gobierno son los hospitales de la Administración de Salud de los Veteranos (VHA) donde las instalaciones son totalmente propiedad del pueblo estadounidense y los empleados, los doctores, enfermeras y personal auxiliar, son todos trabajadores federales. En 2007 se presentó un proyecto de ley en el Congreso, H.R. 3000, conocido como la Ley Josephine Butler del Servicio de Salud de los Estados Unidos. ¡Este proyecto de ley debería ser introducido y reconsiderado en el Congreso inmediatamente!

 

La industria farmacéutica debe estar bajo control federal para evitar la estafa de precios y la deshonestidad.  Todos deben recibir Medicare/Medicaid como su seguro, sin importar si ya tienen seguro o no. El seguro de Medicare/Medicaid debe ser la principal forma de pago para todos los asuntos médicos.  A nadie se le debe negar la atención por no poder pagar. Todos los médicos, enfermeras y personal auxiliar del hospital deben recibir un cheque federal para que el dinero de nuestros contribuyentes pueda ser contabilizado.

 

  1. Seguridad Social: Los beneficios deben ser incrementados. Los estadounidenses mayores y los discapacitados no pueden depender de un pago único de $1,200! Necesitamos pagos mensuales regulares de $2,000 al mes además de nuestro beneficio regular del Seguro Social.

 

  1. La manufactura: Todas las compañías manufactureras como General Motors (GM), General Electric (GE),3M Corporation, Ford, Chrysler, y todas las demás deben ser tomadas por el gobierno federal por el poder de dominio eminente y reequipadas para fabricar el equipo médico necesario como máscaras, protectores faciales, trajes para mantener fuera la contaminación bacterial, desinfectantes de manos y jabón, etc. La industria de las aerolíneas debe ser nacionalizada y regulada adecuadamente para que se sigan las normas de salud y seguridad para proteger a los trabajadores y a los pasajeros por igual. Se debería prohibir la contratación de servicios de mantenimiento de aerolíneas para que haya una rendición de cuentas pública.

 

  1. Distribución: Todos los centros de distribución deben ser administrados por el gobierno federal para asegurar que los protocolos de salud y seguridad sean adecuados. Esto es especialmente cierto en los centros de distribución de alimentos como Tyson Foods y Smithfield, y JBS USA Holdings, Inc. (Swift) donde se han producido brotes de COVID-19.

 

5.Todos los lugares públicos y reuniones deben permanecer cerrados y prohibidos hasta nuevo aviso. Los comunistas cree que toda la vida es preciosa y hasta que estemos seguros, debemos quedarnos en casa y sólo salir cuando sea absolutamente necesario. Nuestro eslogan es: "Nuestra salud colectiva triunfa  sobre su riqueza".

 

EJEMPLOS DE NUESTRA HISTORIA

La pandemia de la gripe de 1918 fue la más grave de la historia reciente. Fue causada por un virus H1N1 con genes de origen aviar. Aunque no existe un consenso universal sobre el lugar de origen del virus, éste se propagó por todo el mundo durante 1918-1919.  En los Estados Unidos, se identificó por primera vez en el personal militar en la primavera de 1918. Se estima que alrededor de 500 millones de personas o un tercio de la población mundial se infectaron con este virus. Se estima que el número de muertes fue de al menos 50 millones en todo el mundo, de las cuales 675.000 ocurrieron en los Estados Unidos. (Sitio web del CDC: https://www.cdc.gov/flu/pandemic-resources/1918-pandemic-h1n1.html )

 

Durante la Gran Depresión de 1929-37 el gobierno de los EE.UU. estableció programas para poner a la gente a trabajar en proyectos de obras públicas. La Administración para el Progreso de las Obras (WPA) y sus compañeras, la Autoridad del Valle de Tennessee (TVA), una corporación de propiedad federal de los Estados Unidos creada por carta del Congreso el 18 de mayo de 1933, para proporcionar navegación, control de inundaciones, generación de electricidad, fabricación de fertilizantes y desarrollo económico al Valle de Tennessee, y el Cuerpo Civil de Conservación (CCC) fueron ambiciosos programas de empleo e infraestructura creados por el Presidente Roosevelt en la década de 1930, durante los años más sombríos de la Gran Depresión. En sus ocho años de existencia, el WPA puso a trabajar a unos 8,5 millones de estadounidenses. Tal vez mejor conocida por sus proyectos de obras públicas, la WPA también patrocinó proyectos en las artes - la agencia empleó a decenas de miles de actores, músicos, escritores y otros artistas. https://www.history.com/topics/great-depression/works-progress-administration.

Las obras WPA produjeron algunos de los mayores logros que nuestro país ha visto nunca, desde puentes, hasta carreteras, pasando por presas, escuelas y edificios públicos. El Proyecto de Artes Teatrales produjo algunos de los mayores programas de radio, obras de teatro y espectáculos de Broadway de nuestro país y proporcionó a actores, músicos y tramoyistas desempleados un empleo estable en un momento en que las "grandes empresas" fracasaron.

 

 

 

CONCLUSIÓN

Sólo el gobierno federal tiene la capacidad y la estructura de respuesta rápida para proporcionar una respuesta coordinada eficaz a la crisis de COVID-19. Un sistema de rescate del sector privado poco sistemático y fragmentado nos ha fallado a todos. Debemos actuar rápidamente ahora para salvar vidas y evitar un colapso económico que será un desastre mayor que el que ocurrió aquí en los años 30. En el momento de escribir éste artículo, las estadísticas oficiales muestran que hay 33 millones de personas que han solicitado beneficios de desempleo.

 

https://www.usatoday.com/story/money/2020/05/07/unemployment-benefits-3-2-million-file-jobless-claims/5175161002/

 

La tasa de desempleo es del 20%. No hay futuro para nuestros jóvenes.  Durante la Gran Depresión la tasa de desempleo era del 25%. Cualquiera puede ver hacia dónde se dirige esto: ¡un colapso económico mundial total! ¡Una crisis sanitaria mundial! https://www.salon.com/2020/04/23/us-unemployment-rate-approaches-20-economists-say/                                          

Nuestros colegas de la Federación Mundial de Sindicatos (FSM) tienen un dicho que vale la pena repetir aquí: "Un mundo sin trabajadores es imposible, un mundo sin capitalismo es necesario". Los trabajadores y nuestros aliados deben unirse a nosotros en esta lucha para salvar a la humanidad. Nuestra elección es entre el socialismo y la barbarie capitalista. ¿De qué lado estás?

PCUSA_Labor_commission

** ** ** ** ** ** ** ** ** ** ** ** ** 

DIA DE SOLIDARIDAD CON LA REPÚBLICA DE BOLIVIA Y SU ESTADO PLURINACIONAL

El Partido de los Comunistas EE.UU. condena el golpe de Estado producido en Bolivia, bajo la conducción de fuerzas reaccionarias, policiales y militares, aprovechando los límites, las concesiones y contradicciones del gobierno boliviano, es decir del progresismo.

Hacemos notar que el factor externo, principalmente de la OEA en tanto instrumento de las políticas imperialistas, fue fundamental para las fuerzas reaccionarias interiores. La OEA es un instrumento del imperialismo contra todos los pueblos de América. Es necesario poner fin a su existencia como instancia supranacional que atenta contra la soberanía popular y la autodeterminación de pueblos y naciones.

Condenamos la persecución desatada contra las organizaciones indígenas y populares, contra los sindicatos, a la clase obrera. Expresamos nuestra solidaridad al Partido y la Juventud Comunista de Bolivia.

Expresamos nuestra solidaridad con la resistencia popular que en las ciudades y campos de Bolivia se presenta, reiterando que la historia la escriben los trabajadores, los pueblos.

Consideramos que, a la luz de los últimos acontecimientos continentales, se ratifica que el llamado orden constitucional –al cual diversas fuerzas políticas y sobre todo aquellas alineadas en el progresismo y la socialdemocracia rinden candoroso culto fetichista– no es sino un abanico de opciones legales y extra-legales para dirimir las controversias entre diversos grupos de poder de la burguesía y los relevos de gestores de la dictadura de la clase dominante. Este denominado orden constitucional burgués se complementa con las alternativas del golpe de estado. La socialdemocracia en América Latina, también definida como progresismo, ha aceptado las leyes del juego burgués y ha convertido sus gestiones de la explotación y el saqueo en ilusiones de mejoría para la clase obrera y los sectores populares. En distintos casos, ha acentuado la militarización; ha decidido la participación de sus Fuerzas Armadas en coaliciones internacionales que le capaciten en la lucha de clases al interior de sus respectivos países y les haga parte de las agresiones imperialistas y el reparto del mundo; intensifica el peso del Ejército y las fuerzas represivas en la vida nacional. Las armas con que la burguesía lleva a cabo asonadas y golpes de Estado, como en Bolivia, han sido conservadas, desarrolladas y fortalecidas por el llamado progresismo. En Bolivia, ese mismo progresismo ha sido arrollado por los instrumentos de la burguesía con los que gobernaba, siendo los más afectados las fuerzas obreras y populares que hacen frente a la situación. De esta manera, la burguesía cambia de rumbo en función de la crisis económica que ya se advierte, y enlaza las décadas de progresismo en su propósito de sucederlo con otra gestión capitalista de claras orientaciones reaccionarias. Limitarse a la lucha antineoliberal o a la existencia de gobiernos “contrarios al neoliberalismo” es entrar en el terreno político favorable a la burguesía.

Ante los sucesos en Bolivia los pueblos latinoamericanos debemos extraer las lecciones pertinentes. La pretensión de realizar cambios profundos y radicales conservando el Estado burgués, enfrenta a la cruda realidad de que finalmente la burguesía imponga la última palabra por los medios que considere convenientes.

La vía de las reformas no propicia una acumulación de fuerzas en dirección de saltos cualitativos revolucionarios, aún más puede desmovilizar a las fuerzas populares, lo que facilita el camino a ofensivas conservadoras y reaccionarias de la gestión capitalista. Ir contra el neoliberalismo sin apuntar contra el capitalismo es conservar intacta la base de los problemas contemporáneos de los trabajadores y los pueblos.

¡Proletarios de todos los países, uníos!

CP of Mexico, Sobre participación de México en Tradewinds 2019

El Senado de la República, con la aprobación de todos los partidos burgueses ahí representados, y en el que tiene mayoría MORENA, partido gobernante perteneciente a la nueva socialdemocracia, aprobó la solicitud del Presidente López Obrador para enviar tropas del Ejército y la Armada de México a participar en ejercicios militares bajo el mando del Comando Sur de los EEUU.

“Tradewinds” busca el dominio de la región caribeña a través de una fuerza militar multinacional bajo la coordinación de los EEUU.

Es claro que para el Gobierno Federal hablar de soberanía es pura palabrería, y que uno de los aspectos no conocidos del nuevo TLC, el T-MEC es la coordinación militar con los EEUU, contra los migrantes y contra otros pueblos.

El Partido Comunista de México rechaza esos preparativos de agresión contra otros pueblos de la región.

¡Abajo el T-MEC!

¡Abajo la participación de México en cualquier acción militar contra otros pueblos!

El Comité Central del Partido Comunista de México

Resolución del Buró Político del PCTE ante las elecciones del 26M

Conocidos los resultados provisionales de las elecciones municipales, europeas y autonómicas en varias CCAA celebradas en el día de ayer, a la espera de un análisis más pormenorizado de todo el ciclo electoral que se realizará en las próximas semanas, el Buró Político del Comité Central del PCTE declara lo siguiente:

1) En primer lugar, queremos dar las gracias a los miles de personas que, conscientemente, han dado su apoyo a nuestras candidaturas, así como a todos aquellos compañeros y compañeras que, habiendo conocido a la militancia del PCTE en luchas obreras y populares, han aceptado participar en nuestras listas municipales y autonómicas. Expresamos también nuestro caluroso saludo a los dos camaradas que han sido elegidos concejales en el municipio de Degaña, en Asturias.

2) Las elecciones de ayer suponen la apertura de un nuevo ciclo político, que se concreta en la consolidación de la vieja socialdemocracia del PSOE. Este nuevo ciclo político supondrá también una transformación en las organizaciones de la nueva socialdemocracia, ya completamente subordinadas al PSOE y a Sánchez una vez que se ha comprobado la imposibilidad del “sorpasso”.

3) El período que se abre a partir de hoy, con todas las opciones encima de la mesa en lo tocante a posibles pactos de gobierno, va a suponer nuevos retrocesos para la mayoría obrera y popular, que además carece todavía de un Partido Comunista con la suficiente presencia y fuerza en todo el país. El PCTE aspira a ser ese Partido Comunista, pero aún queda mucho camino por recorrer y será únicamente mediante el trabajo paciente, diario, sistemático y audaz en los centros de trabajo, en los barrios y en las luchas obreras y populares como se irá forjando la herramienta verdaderamente útil para la clase obrera de nuestro país.

4) Si bien nuestro Partido culmina este ciclo electoral más fortalecido en lo organizativo y en cuanto a presencia territorial, y a pesar de que hemos experimentado un incremento global de los apoyos entre abril y mayo, nuestros resultados electorales son sumamente modestos y, salvo excepciones, irrelevantes en el escenario político institucional. Entre otros factores ha influido, como no podía ser de otra manera, que la sigla que utilizamos desde el 3 de marzo es conocida por sectores muy específicos de la clase, pero no por la inmensa mayoría de trabajadores y trabajadoras, que todavía siguen confiando mayoritariamente en alguna de las distintas opciones de gestión capitalista.

5) Los actuales votos al PCTE son nuestro punto de partida pero, como Partido Comunista que aspira a convertir este país capitalista en un país para la clase obrera, el PCTE ni puede ni quiere conformarse con llegar sólo a un sector minúsculo de la mayoría trabajadora, sino que estamos dispuestos a dar la batalla en todos los terrenos para el fortalecimiento partidario en el período que ahora se abre y en el que, gobierne la alianza capitalista que gobierne en cada institución, la lucha de clases seguirá expresándose a diario en los polígonos y en los barrios.

6) El trabajo electoral es una faceta más del trabajo político del Partido Comunista. Es una faceta muy visible y, por ello, relevante, pero se trata de una excepción en el trabajo diario del Partido, que nos permite hacer pruebas y ensayos que luego aplicamos o no a nuestro trabajo ideológico, político y organizativo. A lo largo de este ciclo electoral hemos ido tomando nota de nuestros propios errores y deficiencias en estas tareas, que en muchos casos son fruto de nuestras propias debilidades y carencias. Todo ello lo afrontaremos en el próximo período. El PCTE es un partido capaz de aprender de la experiencia y de corregir lo que deba ser corregido, en los plazos y en función de los objetivos marcados por nuestros planes de trabajo y nuestro Congreso.

7) Nuestra propuesta política es compleja y tiene una profundidad que exige un trabajo sistemático y paciente, aprovechando todas las oportunidades disponibles pero teniendo en cuenta que no existen atajos ni teclas mágicas y que, en última instancia, el trabajo electoral debe siempre ayudar y servir al desarrollo del proyecto político y organizativo.
Hoy podemos decir que nuestro Partido es más fuerte que antes de estos procesos electorales, estamos más extendidos territorialmente y tenemos más capacidad de intervención y relaciones más estrechas con la clase y el pueblo. Pero queremos ir a más.

Por tanto, ahora tenemos tres objetivos fundamentales por delante:
Redoblar la lucha político-ideológica contra la socialdemocracia, llevando esa lucha a los centros de trabajo.
Desarrollar y multiplicar las organizaciones del Partido, haciendo hincapié en el giro obrero y los acuerdos de nuestro Congreso.
Multiplicar nuestra presencia e influencia ideológica entre las masas obreras y populares a través de todas las vías a nuestro alcance, mediante un trabajo cada vez más sistemático y profesional.

Ante este escenario, el Buró Político del PCTE llama al conjunto del movimiento obrero y sindical a prepararse y fortalecerse para un nuevo ciclo de luchas que debe ser presidido por la consigna de que nuestra clase y nuestro pueblo no deben albergar ninguna confianza en los gobiernos capitalistas.

Madrid, 27 de mayo de 2019
Buró Político del CC del PCTE

LOGO_PCTE_PERFIL_RRSS_FONDO_BLANCO

ANTE LA CRISIS CAPITALISTA ¡LUCHEMOS POR EL FUTURO!

 

HÉCTOR ALEJO RODRÍGUEZ

Secretario General de la JCV

 

La Juventud Comunista de Venezuela (JCV) arriba a su 71 aniversario dejando a su paso una fructífera experiencia de lucha juvenil contra el imperialismo, la explotación del sistema capitalista, la represión del estado burgués y de importante contribuciones  al proceso histórico de acumulación de fuerza para la revolución socialista, como organización juvenil del Partido Comunista de Venezuela (PCV).  Los 71 años de la JCV es para la juventud venezolana un ejemplo de resistencia y lucha incansable por sus derechos, la liberación de la patria y por el socialismo.

En el actual cuadro de la dura crisis capitalista venezolana, con sus nefastas consecuencias sobre las condiciones de vida y derechos de los jóvenes; Estudiar y Luchar, vieja consigna de la JCV desde su fundación en 1947, continúa siendo el camino a seguir.  El conformismo, la apatía y aceptación impasible de la explotación, jamás podrá ser una alternativa para la juventud venezolana; nuestra única opción es el estudio permanente y la lucha sin descanso por transformar la situación de injusticia que impone la explotación del sistema capitalista, abriendo así perspectivas a una sociedad de justicia social, de plenos derechos para nuestro pueblo y de desarrollo independiente del país.

Los jóvenes comunistas celebramos nuestro aniversario con el inicio del proceso preparatorio del XIII Congreso Nacional a celebrarse del 8 al 11 de noviembre del 2018. Durante nuestro mes aniversario; septiembre, estaremos en pleno desarrollo de la primera fase del Congreso; las Asambleas de los organismos de bases en todo el país. Bajo la consigna “Ante la crisis capitalista, ¡luchemos por el futuro!” los jóvenes comunistas asumimos la tarea de llevar adelante el debate y la discusión para la construcción democrática y colectiva del análisis de la situación política internacional y nacional, la situación de los jóvenes venezolanos y la definición de las líneas estratégicas de trabajo y acción que demanda la juventud en el actual cuadro de agudización de la lucha de clases en el país.

El XIII Congreso Nacional de la JCV ocurre en un contexto de  mayor agresividad de las potencias imperialistas tradicionales en el continente latinoamericano y caribeño, con especial énfasis de sus ataques contra Venezuela por medio de la implementación de sanciones políticas y económicas, las amenazas de agresión militar y el desarrollo de una intensa campaña comunicacional internacional. A la par de estas amenazas contra nuestro país, avanza la crisis del sistema capitalista y sus consecuencias se ven reflejadas en las actuales condiciones de vida del pueblo venezolano y de los jóvenes.

Es por tanto una tarea fundamental del XIII Congreso Nacional lograr conclusiones que permitan fortalecer la capacidad internacional y nacional de la JCV para unir a las fuerzas progresistas de la juventud que permitan contener la agresión imperialista contra nuestro pueblo; al mismo tiempo que incrementemos nuestra actividad ideológica, organizadora y movilizadora en el seno de las masas juveniles, para multiplicar y fortalecer las luchas actuales de los jóvenes contra el deterioro de sus derechos, la ofensiva del capital y las políticas conciliadoras.

Grandes retos tiene el XIII Congreso Nacional en el contexto de las luchas estratégicas que adelanta el PCV y el conjunto de las fuerzas del movimiento obrero, campesino y popular para abrir perspectiva socialista al proceso de cambios que vive el país. Es fundamental que la JCV asuma con mayor activismo y creatividad  el impulso de las luchas de la juventud venezolana y que se exprese en mayor fuerza organizativa, de movilización y de combatividad del movimiento juvenil en los centros de estudios, trabajo, comunidades, centros culturales y deportivos.

En este XIII Congreso de los jóvenes comunistas debemos avanzar en la reafirmación práctica de nuestro papel como destacamento de vanguardia de los  jóvenes y estudiantes en la lucha contra el sistema que destruye las conquistas y nos niega el derecho al futuro; el capitalismo. Este Congreso será sin duda, por sus contribuciones y  conclusiones, un gran aporte que dinamizará las luchas de la juventud y los estudiantes venezolanos en una dirección anti-capitalista, popular y revolucionaria.

 

¡Viva el 71º Aniversario de la JCV y su XIII Congreso Nacional!

HÉCTOR ALEJO RODRÍGUEZ

Secretario General de la JCV

 

La Juventud Comunista de Venezuela (JCV) arriba a su 71 aniversario dejando a su paso una fructífera experiencia de lucha juvenil contra el imperialismo, la explotación del sistema capitalista, la represión del estado burgués y de importante contribuciones  al proceso histórico de acumulación de fuerza para la revolución socialista, como organización juvenil del Partido Comunista de Venezuela (PCV).  Los 71 años de la JCV es para la juventud venezolana un ejemplo de resistencia y lucha incansable por sus derechos, la liberación de la patria y por el socialismo.

En el actual cuadro de la dura crisis capitalista venezolana, con sus nefastas consecuencias sobre las condiciones de vida y derechos de los jóvenes; Estudiar y Luchar, vieja consigna de la JCV desde su fundación en 1947, continúa siendo el camino a seguir.  El conformismo, la apatía y aceptación impasible de la explotación, jamás podrá ser una alternativa para la juventud venezolana; nuestra única opción es el estudio permanente y la lucha sin descanso por transformar la situación de injusticia que impone la explotación del sistema capitalista, abriendo así perspectivas a una sociedad de justicia social, de plenos derechos para nuestro pueblo y de desarrollo independiente del país.

Los jóvenes comunistas celebramos nuestro aniversario con el inicio del proceso preparatorio del XIII Congreso Nacional a celebrarse del 8 al 11 de noviembre del 2018. Durante nuestro mes aniversario; septiembre, estaremos en pleno desarrollo de la primera fase del Congreso; las Asambleas de los organismos de bases en todo el país. Bajo la consigna “Ante la crisis capitalista, ¡luchemos por el futuro!” los jóvenes comunistas asumimos la tarea de llevar adelante el debate y la discusión para la construcción democrática y colectiva del análisis de la situación política internacional y nacional, la situación de los jóvenes venezolanos y la definición de las líneas estratégicas de trabajo y acción que demanda la juventud en el actual cuadro de agudización de la lucha de clases en el país.

El XIII Congreso Nacional de la JCV ocurre en un contexto de  mayor agresividad de las potencias imperialistas tradicionales en el continente latinoamericano y caribeño, con especial énfasis de sus ataques contra Venezuela por medio de la implementación de sanciones políticas y económicas, las amenazas de agresión militar y el desarrollo de una intensa campaña comunicacional internacional. A la par de estas amenazas contra nuestro país, avanza la crisis del sistema capitalista y sus consecuencias se ven reflejadas en las actuales condiciones de vida del pueblo venezolano y de los jóvenes.

Es por tanto una tarea fundamental del XIII Congreso Nacional lograr conclusiones que permitan fortalecer la capacidad internacional y nacional de la JCV para unir a las fuerzas progresistas de la juventud que permitan contener la agresión imperialista contra nuestro pueblo; al mismo tiempo que incrementemos nuestra actividad ideológica, organizadora y movilizadora en el seno de las masas juveniles, para multiplicar y fortalecer las luchas actuales de los jóvenes contra el deterioro de sus derechos, la ofensiva del capital y las políticas conciliadoras.

Grandes retos tiene el XIII Congreso Nacional en el contexto de las luchas estratégicas que adelanta el PCV y el conjunto de las fuerzas del movimiento obrero, campesino y popular para abrir perspectiva socialista al proceso de cambios que vive el país. Es fundamental que la JCV asuma con mayor activismo y creatividad  el impulso de las luchas de la juventud venezolana y que se exprese en mayor fuerza organizativa, de movilización y de combatividad del movimiento juvenil en los centros de estudios, trabajo, comunidades, centros culturales y deportivos.

En este XIII Congreso de los jóvenes comunistas debemos avanzar en la reafirmación práctica de nuestro papel como destacamento de vanguardia de los  jóvenes y estudiantes en la lucha contra el sistema que destruye las conquistas y nos niega el derecho al futuro; el capitalismo. Este Congreso será sin duda, por sus contribuciones y  conclusiones, un gran aporte que dinamizará las luchas de la juventud y los estudiantes venezolanos en una dirección anti-capitalista, popular y revolucionaria.

https://prensapcv.wordpress.com/2018/09/17/ante-la-crisis-capitalista-luchemos-por-el-futuro/

Declaración conjunta del PCM y del PCTE

Al conmemorar el aniversario de la batalla de Centla, primer enfrentamiento entre las tropas comandadas por Hernán Cortés y los pueblos originarios de lo que hoy es México, el Presidente López Obrador anunció el envío de misivas al Papa Francisco y a Felipe VI Rey de España, para que en el año 2021, 500 aniversario del inicio de la dominación colonial, se dé paso a la evaluación y al reconocimiento de los abusos de los conquistadores. El Gobierno español respondió con rechazo a esa propuesta.

El Partido Comunista de los Trabajadores de España y el Partido Comunista de México declaran:

Coincidimos en que es necesaria la evaluación histórica del significado de la dominación colonial, de la acumulación capitalista sustentada en la sangre de los pueblos originarios y africanos esclavizados para extraerles hasta la última gota de sudor y sangre en interés de la ganancia, al tiempo que el oro y la plata de América fueron “elementos disolventes” del feudalismo y aceleradores del desarrollo capitalista. El PCTE y el PCM de manera conjunta abordaremos esa cuestión en función del vínculo y los intereses comunes de los trabajadores de España y México.

Llamamos la atención de la ola chauvinista desatada entre ambos pueblos por esta controversia entre las clases dominantes de ambos países; condenamos por una parte la deformación histórica que promueve la justificación del colonialismo, el terso manto del encuentro de dos culturas para ocultar el significado expoliador y sangriento de la colonia; y condenamos la versión que reduce este periodo a una confrontación entre españoles y mexicanos, olvidando las responsabilidades de clase, los intereses de la clase dominante de la época. España, como México, antes y ahora, han estado divididos en clases sociales y no son los mismos intereses ni las mismas responsabilidades los de los opresores y los de los oprimidos. Muchas muestras hay también del humanismo de españoles opuestos a los abusos coloniales e inclusive de españoles que formaron filas con los insurgentes de México y América para poner fin a los grilletes de la esclavitud y poner fin al colonialismo.

El colonialismo aceleró el advenimiento del capitalismo. Hoy, los gobiernos español y mexicano se encuentran perfectamente insertos en los marcos del sistema capitalista y lo defienden como único posible. Independientemente de cualquier controversia histórica, están unidos en el presente para la explotación de la clase obrera. Pero, además, tal polémica entre pueblos carece de sentido, si como anuncia el Presidente López Obrador el objetivo es la reconciliación entre las burguesías de ambos países y dar por saldado ese periodo histórico. Reconciliación es olvido.

Lo que sí es importante para la clase obrera, para todos los trabajadores y oprimidos de España y México, es la lucha común contra los monopolios de ambos países que nos explotan y oprimen. La lucha contra Bimbo, Gruma, La Caixa, FCC, Minera los Frailes, Cinepolis, contra BBVA, Santander-Serfín, Movistar, Iberdrola, Repsol y otros monopolios que nos explotan y que aumentan sus ganancias a costa de la vida del proletariado, y cuyos intereses han sido garantizados por Pedro Sánchez y López Obrador de manera reciente.

Si para la burguesía es arma el chauvinismo, para la clase obrera su bandera es el internacionalismo proletario.

¡Proletarios de todos los países, uníos!

26 de marzo de 2019
Partido Comunista de los Trabajadores de España
Partido Comunista de México

Ernesto "Ché" Guevarra

“Podrán morir las personas, pero jamás sus ideas”

Hoy, el día 14 de junio 2018, se cumplen 90 años del nacimiento de uno de los mayores revolucionarios del siglo XX, de Ernesto Guevara de la Serna, conocido en todo el continente latinoamericano como el “Che”.

Para la gran familia clasista de la FSM, la figura del Che sigue siendo una guía para las luchas del presente y del futuro. Aunque los imperialistas norteamericanos lograron matarlo, nunca conseguirán, por mucho que se esfuercen, ensuciar su accionar pionero, su inmensa contribución en la lucha contra el capitalismo y sus lacayos. Para nosotros y para todos los sindicalistas sencillos y de clase, la figura emblemática y las ideas del Che nunca perderán su validez y su vigor. El Che fue un revolucionario que combatió el imperialismo con el arma a mano y nunca se rindió; y esto no se puede borrar por los falsificadores de la historia.

En el momento que los imperialistas preparan nuevas guerras por la repartición de los recursos naturales, que olas de refugiados se desarraigan por la agresividad imperialista, que miles de trabajadores están siendo sacrificados en el altar de las ganancias del capital, el camino que trazó el Che es un ejemplo a seguir. Porque el imperialismo no se ha muerto todavía. Porque hay miles de militantes de la FSM en todo el mundo que continúan luchando contra el dominio del capital y mantienen viva la chispa y la esperanza por un mundo nuevo, sin explotación del hombre por el hombre.

Para la FSM, las palabras del Comandante en Jefe Fidel Castro son el deseo que compartimos con todos nuestros hermanos y hermanas de clase en todo el mundo:

“Si queremos expresar cómo deseamos que sean nuestros hijos, debemos decir: ¡QUEREMOS QUE SEAN COMO EL CHE!”.

El Secretariado

 

PUBLICACIÓN DE LA OFICINA DE PRENSA PCP PCP en solidaridad con las fuerzas democráticas de Honduras

15 de diciembre de 2017

El Partido Comunista portugués expresa su profundo repudio por el fraude en la tabulación de los resultados finales de las elecciones presidenciales del 26 de noviembre en Honduras, hecho que subvierte la voluntad popular, expresada en los comicios a favor del candidato de la coalición democrática, Salvador Nasralla, cuya victoria fue sustentada por los resultados oficiales inicialmente indicados y reconocidos por los magistrados del Tribunal Electoral hondureño. El fallo del Tribunal Supremo Electoral de Tegucigalpa que indica la victoria del representante de las fuerzas oligárquicas hondureñas y actual Jefe de Estado, Juan Orlando Hernández, recuerda el golpe de Estado militar convertido de 2009, orquestado por los EE. UU., Que resultó en la eliminación de el presidente legítimo y constitucional de Honduras, Manuel Zelaya, y en el aumento de la represión y la explotación en este país centroamericano. Dada la amplia indignación popular y protesta ante el fraude electoral, el poder oligárquico de Honduras recurre nuevamente a la represión, por parte de las autoridades hondureñas, y denuncia la actitud de colusión e hipocresía de Estados Unidos, la OEA y la UE ante la espiral antidemocrática en Honduras . PCP es solidario con las fuerzas democráticas de Honduras y su demanda de restitución de las libertades y garantías democráticas, y el informe riguroso e imparcial de los resultados electorales del 26 de noviembre. PCP también expresa su solidaridad con los trabajadores y el pueblo hondureños, reafirmando su condena a la injerencia de los Estados Unidos, que mantiene bases militares en Honduras y persigue una política intervencionista en este país y en toda América Latina y el Caribe.